Sobre Mi

¿Quién soy?

Me llamo David, y nací en el verano del 77 en Madrid.  Soy de los pocos madrileños que no tienen pueblo, mis abuelos ya vivían en Madrid.

Eso me ha costado muchos veranos solitarios que irremediablemente pasaba en Madrid. Un Madrid que se quedaba tranquilo y semi vacío en agosto.

Es de agradecer que en aquellos tiempos no existieran las redes sociales y viviese un poco al margen de lo bien que lo pasaban mis amigos huyendo del calor madrileño.

Por aquella época empezaron a aparecer los primeros ordenadores personales en casa de mis amigos, Sinclair Spectrum y Amstrad CPC.

Obviamente, yo quería el mío.

Os imagináis la obstinación de un niño por conseguir aquello que más desea en el mundo ¿verdad?

Después de varios intentos, con cartas a los reyes incluidas. Unas navidades pasó.

Debí haberme portado muy bien ese año, (o mis padres estar agotados), y los reyes se acordaron de mí.

Niño

¡Mi primer ordenador!

Tras esos reyes, la casa de mis padres se volvió el punto de encuentro de mis amigos (se convirtió en un destino más atractivo que la misma Costa del Sol en verano).

Salir a la calle a jugar dejo de tener el encanto que había tenido hasta entonces, ahora pasábamos el tiempo delante de una pantalla, jugando.

Pero no sólo tenía ese entretenimiento, si no que fue entonces cuando descubrí que también se podía dibujar con él.

Cuando me quedaba solo, lo que más me gustaba hacer, era dibujar; dibujaba píxel a píxel coches y logotipos de bandas de rock. Para mi aquello era mágico, no podría imaginarme que eso que tanto me gustaba, llegaría a convertirse en mi profesión.

Nada fuera de lo común, tuve una infancia feliz.

Cuando acabé los estudios de bachillerato, y como suele pasar a esa edad, no tenía muy claro a que dedicarme. Pensé de manera práctica, y me decidí por estudiar derecho.

Vocación, ¿Estás ahí?

¿Qué pasó? Lo que ocurre cuando decides de manera práctica y no con el corazón. Qué entré en una vorágine de malas decisiones, no tenía motivación y tampoco vocación. Dejé la carrera.

Mientras me debatía sobre la siguiente decisión que debía tomar al respecto y, como no iba a vivir del aire y tampoco quería hacerlo a costa de mis padres (y ellos tampoco; “si no quieres estudiar, búscate un trabajo” me decían)

Una mañana, buzoneando publicidad, ajeno a que ese día daría un vuelco mi vida, entré en un edificio de oficinas en la calle Alcalá y allí, en aquella pared, ví un cartel que decía: “Carrera de Diseño Gráfico y Multimedia”.

Cuando el diseño entró en mi vida

La escuela ESI, fue la primera escuela que implantó una carrera de diseño gráfico en Madrid, la titulación era inglesa, ya que por aquella época no había nada parecido en España.

Al curso siguiente ya estaba apuntado. Había decidido que a partir de ahora mandaba el corazón.

Y… ¿Por qué no dedicarme a aquello que tanto disfrutaba haciendo?

Acabe la carrera, y al poco tiempo estaba haciendo las prácticas en una gran consultora de Madrid.

Desde entonces, (y porqué tampoco quiero aburrirte), no he parado.

He trabajado en diferentes empresas, haciendo diferentes tareas, pero todas ellas dentro del diseño gráfico y el diseño web.

Eso ha hecho que tenga conocimientos en diferentes ámbitos del diseño gráfico, del diseño web, la programación y el SEO.

Carnet Diseño

Saliendo de la zona de confort

En 2010 al inicio de la crisis, perdí el trabajo y en vez de buscar trabajo de nuevo, me propuse quemar naves.

Ya tenía mucha experiencia, y quería ser yo quien tomara el rumbo de mi destino laboral.

No fue una decisión fácil, tenía muchas dudas e inseguridades. Una vez te acostumbras a trabajar en una jornada laboral con un sueldo seguro cada mes, desvincularte es complicado.

Pero como ya he dicho antes, desde el día que vi aquel cartel de “Carrera de Diseño Gráfico y Multimedia” que decido siempre con el corazón.

Y eso hice. Me hice freelance.

No todo fue un camino de rosas, tuve que volver a casa de mis padres, no podía costearme mi vida en Madrid sin un trabajo, y, además, por si fuera poco, tampoco tenía clientes.

Había trabajado durante toda mi vida por cuenta ajena y ahora me enfrentaba a darme a conocer en un mundo que se volvía cada vez más digital y en el que el posicionamiento web tomaba cada vez más notoriedad.

Un día, un amigo me ofreció una silla y una mesa en su agencia de comunicación, podría ser un buen comienzo, cree mi web de servicios y eche a andar.

Gracias al posicionamiento que logré con ella, mi email se fue llenando de propuestas de presupuestos y poco a poco empezaron a llegar mis primeros clientes.

Fue así como lo que parecía una mala decisión contra todo pronóstico se volvió la mejor que podía haber tomado.

En la actualidad

Ahora, y desde 2015, me he especializado, en lo que más me gustaba, el trabajo que ya hacía con mi primer ordenador, el desarrollo de marcas.

Y para ello junto todos los ingredientes, que he ido cultivando desde hace más de 20 años, diseño de logotipos, diseño gráfico, diseño web, marketing digital y posicionamiento.

Cómo ya sabrás a estas alturas, prefiero centrarme en lo que más me gusta y hacer las cosas con corazón y con pasión.

Día tras día, aporto mi granito de arena a los sueños de gente que cómo tu y cómo yo, decide salir de su zona de confort y empezar a decidir con el corazón.

Estoy seguro de que con mi experiencia y profesionalidad podemos desarrollar cualquier proyecto que tengas en mente, darle la visión profesional que se merece y crear un plan de acción para llevarla a un siguiente nivel.

Sólo tienes que contármelo estoy a un solo clic

Te espero

En la Actualidad